Inspección por rayos X en la industria alimentaria: cómo funciona

Inspección por rayos X en la industria alimentaria: cómo funciona

En la actualidad, en la industria alimentaria es necesario llevar a cabo unos exhaustivos controles para garantizar calidad de los productos, la seguridad de los consumidores y el cumplimiento de las leyes. Por ello, la inspección por rayos x se convierte en una práctica necesaria, pero ¿sabes en qué consiste exactamente?

En Lomatec ofrecemos soluciones adaptadas a las diferentes líneas de producción. Hoy queremos explicarte a través de este artículo la importancia de la inspección por rayos x en el sector de la alimentación.

 

Funcionamiento de la inspección por rayos X

Lo que la mayoría de la gente sabe acerca de empleo de esta energía es que funcionan mediante ondas electromagnéticas, cortas, pero muy potentes. El uso médico de la inspección por rayos x es el más distinguido entre la población, dando como resultado las radiografías impresas que todos conocemos.

No obstante, este ámbito no es, ni mucho menos, el único en el que los dispositivos de este tipo pueden ser de utilidad.

Los rayos x sirven también para escanear los alimentos. Muestran las características que a simple vista pueden ser imperceptibles. Gracias a la imagen completa que ofrecen se pueden detectar residuos, partículas contaminantes o defectos que puede repercutir en la marca o imagen de la empresa.

Inspección por rayos X: control de la calidad

En nuestro país, se da una enorme importancia a la seguridad alimentaria. Por ello, existe una amplia legislación para regular todo lo relacionado con los ingredientes y coadyuvantes tecnológicos, el almacenamiento, conservación y transporte, el comercio, los contaminantes, el etiquetado y, en definitiva, todo lo relacionado con la comida.

Para asegurar el cumplimiento de estas leyes, la inspección por rayos x se emplea para la detección de metal, cristales, piedras, ciertos plásticos, goma y otros contaminantes.

Aunque los dispositivos destinados a esta tarea pueden utilizarse para analizar todo tipo de alimentos, es más frecuente su uso en alimentos procesados y envasados. Principalmente, para concretar aún más, la inspección por rayos X se emplea para examinar aquellos productos que se encuentran embotellados, en latas, frascos o embolsados.

Dado el potencial de las máquinas de inspección por rayos x, se han hecho numerosos estudios para encontrar nuevas aplicaciones. En algunos se ha indicado la posibilidad de usar estos dispositivos para detectar huesos y espinas presentes tanto en pollo como en pescado, así como para llevar a cabo una clasificación de frutas, verduras y productos a granel como cereales.

Además, los instrumentos para la inspección por rayos X más avanzados miden la masa, detectan los artículos rotos, dañados, perdidos y defectuosos y si el envase está correctamente sellado.

El easySCOPE

En Lomatec Soluciones, ofrecemos equipos de radiografía industrial porque creemos en la importancia de contar con ellos en toda línea de producción. El valor de estos equipos no solo reside en lo comentado anteriormente sobre la seguridad, también en el ahorro de tiempo y costes, mirando de cara al futuro.

Nuestro easySCOPE, por ejemplo, al estar fabricado con materiales de gran calidad, no requiere de grandes gastos de mantenimiento. Esto lo convierte en una inversión de la que tu negocio de la industria alimentaria podrá disfrutar durante mucho tiempo.

Además de detectar las diferentes partículas y cuerpos que hemos mencionado antes, este dispositivo es especialmente eficaz en la detección de partículas de acero inoxidable y en forma de alambre, incluso aunque se hallen en envases de aluminio.

rayos x

¿Es seguro el uso de estos dispositivos?

Al pensar en la inspección por rayos x es normal que lo primero que te venga a la cabeza es la idea de que la radiación es perjudicial para salud. Pues bien, para tu tranquilidad, vamos a aclarar una serie de aspectos.

En primer lugar, es cierto que estas máquinas funcionan a través de radiación electromagnética. Sin embargo, al contrario que los materiales radiactivos que son dañinos, como el uranio, estas pueden encenderse y apagarse.

En nuestro día a día, estamos sometidos a todo tipo de radiaciones naturales. Gran parte de estas provienen de filtraciones del suelo y de algunas rocas con minerales radiactivos.

Con esto queremos decir que el nivel de radiación que emplean este tipo de dispositivos está totalmente controlado. Esto garantiza la seguridad de los operarios que operan con este tipo de maquinaria y también de los consumidores.

Para que te hagas una idea, un piloto o cualquier miembro de la tripulación de un avión, recibe más cantidad de radiación cósmica en un periodo determinado que un operario de estas máquinas durante el mismo tiempo.

De hecho, organismo oficiales como la FDA, Agencia de Alimentos y Medicamentos de EEUU, han negado que existan contraindicaciones para consumir aquellos alimentos que han sido analizados gracias a la inspección por rayos X.

El hecho de analizar un alimento a través de la radiación no lo vuelve radiactivo, de la misma manera que cuando te haces una radiografía en la muñeca, esta no se convierte en radiactiva.

Respondiendo  la pregunta con la que empezábamos este punto: ¿es seguro el uso de estos dispositivos? Absolutamente. De hecho, su razón de ser es velar por la seguridad de los consumidores de alimentos.

inspección rayos x industria alimentaria

Esperamos que leyendo este artículo hayas podido aclarar todas tus dudas y curiosidades acerca del proceso y las máquinas utilizadas para la inspección por rayos X.

En caso de que necesites obtener más información sobre el tema o desees adquirir tu propio equipo para tu negocio de la industria alimentaria, ponte en contacto con nosotros y nuestro equipo de profesionales te atenderá lo antes posible.

 

No Hay Comentarios

Publicar Un Comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.